Santa Marta combate contra el Caracol Africano

0
844 views

A través de la Secretaria de Salud distrital, con el acompañamiento del ICA, Santa Marta realizó una importante jornada cuyo objetivo principal fue capacitar al talento humano de la entidad distrital en el manejo de plagas de control oficial, específicamente del Caracol Gigante Africano. La jornada también conto con el apoyo de la Secretaría de Gobierno Distrital.

La capacitación que tuvo como sede en su primera fase el auditorio del PAI distrital, permitió conocer a profundidad sobre el control, específicamente del Caracol Gigante Africano cuyo nombre científico es Achatinafulica. Esta es una especie hermafrodita de la cual se ha registrado que puede llegar a colocar entre 900 y 1200 huevos / año.

En la segunda fase se realizó una socialización con los viveristas y la comunidad en general de Calabazo, debido a que ha sido identificado este sector como el principal foco de riesgo del Caracol Gigante Africano en el distrito. A esta población se les informó sobre la presencia del caracol gigante y sus implicaciones, así mismo se les instruyó como identificarlos, que hacer en caso de encontrar uno y su disposición final.

Por último se reafirmó en la importancia de exigir que el material que importan desde otros departamentos provenga libre de cualquier especie invasora y de esta forma evitar la propagación de cualquier vector que pueda ser un posible transmisor de enfermedades zoonóticas.

El Caracol Gigante Africano se caracteriza por tener una concha que puede llegar a alcanzar los 13 cm de longitud, de forma helicoidal conformada por 7 a 9 vueltas y con una punta nítidamente aguda.Generalmente este caracol desplaza las especies nativas y por sus hábitos alimenticios, se sustentan de desechos orgánicos y comida en descomposición.

Coloniza espacios como basureros con presencia de ratas, llegando adquirir fácilmente parásitos, bacterias y hongos lo que los convierten en potenciales vectores de microorganismos que pueden afectar la salud de humanos, animales domésticos y ganados diversos.

La actividad de los caracoles depende de la humedad y de la temperatura, son nocturnos pero su ritmo de actividad varía de acuerdo a las condiciones ambientales. Pueden encontrarse en jardines, zonas urbanas y rurales, viveros, fruterías entre otros lugares que pueden ser de fácil propagación.

RESULTADOS

En compañía del ICA, el equipo de zoonosis de la Secretaría de Salud Distrital en la actividad de campo, encontraron aproximadamente 75 ejemplares del caracol, los cuales fueron puestos en una bolsa con sal hasta esperar su muerte, luego de esto se aseguró que la disposición final fuera el relleno sanitario.

De igual forma para disposición final de esta plaga es preferible en la mayoría de los casos hacer un hueco en la tierra y depositarlos en él, formando una capa de cal, otra de moluscos y así sucesivamente hasta cubrir la totalidad del hueco.

La principal recomendación es no manipular los caracoles con las manos, y no hacer uso de estos organismos o sus productos para ningún fin.

PRECAUCIÓNES

Lavado con agua y jabón en los lugares donde se tuvo contacto con el animal.

–  No consumir la carne del caracol de ninguna manera

–  Evitar el contacto con su baba principalmente en ojos, boca y nariz.

–  Manipular los caracoles con guantes de látex y tapaboca

–  Si es agricultor comuníquese con el ICA

CONTROL FÍSICO:

Este método se sustenta en dos opciones, ahogamiento o presión:

1- Colectar manualmente y con guantes los individuos y sus huevos.

2- Introducir dichos especímenes en una bolsa plástica y someterla a presión física.

3- Llenar un recipiente con agua hasta el nivel superior e introducir los especímenes adultos en el recipiente, taparlo para impedir su respiración

La Alcaldía Distrital a través de su Secretaría de Salud y el equipo de Zoonosis se comprometió a incluir dentro de sus actividades mensuales acciones específicas en la erradicación del Caracol Gigante Africano previniendo riesgos a la comunidad en general.

SIN COMENTARIOS